ACNUR: 48,6 por ciento de los niños migrantes centroamericanos huyen de la violencia

0
477
Jean Bart mientras sostiene una imagen de su familia que en su periplo "por una vida mejor" dejó atrás una familia, y a su novia Cecilia; fue extorsionado por los "coyotes" en la frontera. EFE/archivo

México, 12 nov (EFE).- El 48,6 % de los niños, niñas y adolescentes no acompañados o separados (NNAS) que migran desde Centroamérica hacia México o Estados Unidos lo hacen huyendo de la violencia, informó hoy la agencia de la ONU para los refugiados.

El informe “Arrancados de raíz”, que la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) presentó en México, indica que la violencia que sufren los niños migrantes procedentes de Honduras, Guatemala y El Salvador -el Triángulo Norte- no es “homogénea” sino que responde a diversas tipologías.

Cerca de 48.000 NNAS fueron detectados entre octubre de 2013 y julio de 2014; de ellos, más de la mitad eran hombres (55,5 %).

De hecho, el género es un factor determinante a la hora de analizar los casos de violencia que viven los NNAS en sus países de origen y que motivan sus desplazamientos migratorios.

Entre los varones predominan las “amenazas, inseguridad e intimidaciones”, que pueden achacarse a que son “susceptibles de ser reclutados en grupos de delincuencia”, indicó el responsable de la investigación, Abbdel Camargo, en una conferencia de prensa.

En el caso femenino resaltan las cifras de niñas y adolescentes que denuncian haber sufrido “golpes y maltratos”, lo que remite a una situación de violencia de género o en el ámbito doméstico.

Las otras dos causas fundamentales de estas migraciones son los motivos económicos (29,2 %) y la reunificación familiar (22,2 %).

Camargo indicó que el análisis también “rompe con el mito de la unidireccionalidad”; es decir, no todos los NNAS del Triángulo Norte tienen a Estados Unidos como su destino final, ya que “el 20 % de ellos tienen la intención de quedarse en México”.

A pesar de esto, el responsable de la investigación aseguró que un 20 % de estos jóvenes “no tienen conocimiento de su ruta y su trayectoria” cuando empiezan su viaje.

El estudio se realizó empleando una metodología mixta en la que se combinaron 72 entrevistas individuales a NNAS alojados en Estaciones Migratorias de Ciudad de México y Tapachula (Chiapas) con los resultados obtenidos en los grupos de discusión celebrados con 200 niños y niñas.

Teniendo presentes estas cifras, el jefe de Unidad de Protección de ACNUR, José Francisco Sieber, estableció que el “gran desafío” es trabajar en el proceso de identificación de los NNAS frente a la “invisibilización” que sufren, así como fomentar una mejor capacitación de los oficiales de las Estaciones Migratorias.

Una mayor “especialización y sensibilización” de estos trabajadores sería un elemento necesario para detectar las necesidades de protección de los menores y evitar que pasen por una “segunda persecución” de violencia, así como una posible deportación a sus países de origen en casos de riesgo.

“Arrancados de raíz” fue financiado por el Departamento de Ayuda Humanitaria de la Comisión Europea.

ad

No hay comentarios

Dejar respuesta