Zulay Hernández.

Tanto el fruto como las hojas tienen varias propiedades curativas. La guanábana es rica en varios compuestos, incluyendo proteínas, calcio, fructosa, grasa, vitaminas a, b y c. Por su alto contenido de vitamina c, es una excelente antioxidante, esto ayuda a aumentar la resistencia y retrasar el proceso de envejecimiento.

Y uno de los beneficios sonados últimamente y que ha ganado la atención y popularidad en el ámbito de la salud es, que las hojas de la guanábana se recomiendan para el tratamiento del cáncer, esto según las últimas investigaciones realizadas sobre los alcaloides presentes en la corteza, hojas y semillas de este fruto, las mismas poseen un efecto citotóxico, que puede aprovecharse para el tratamiento de las células cancerosas, sin atacar a atacar las células sanas.

También es recomendable para las personas que tienen problemas de diabetes, tiene efecto diurético, mejora la flora intestinal y sirve para matar toda clase de lombrices intestinales Ayuda el sistema inmunológico, elimina toxinas y es bueno para el ácido úrico. Combate la hipertensión, el asma, la bronquitis, los desordenes del hígado. Previene y corrige la mala circulación así como también los derrames o hemorragias.

Además el té de hojas de guanábana ayuda a calmar los nervios así como al buen dormir, las bebidas de jugo de guanábana también son buenas para curar las hemorroides, el dolor de cintura, de espalda y ayuda a regular nuestro apetito. Previene la osteoporosis, ya que contiene fósforo y calcio. Ayuda a superar problemas renales, problemas de hígado, hipertensión e infección del tracto urinario.

También ofrecen algunos beneficios para la piel afectada por espinillas, úlceras y eczemas. Se usan las hojas, raíz y semillas pulverizadas como insecticida para eliminar a los insectos como mosquitos. En el cabello, inhibe el crecimiento de parásitos como los piojos.

Las hojas de la guanábana aunque como se ha dicho son beneficiosas para la salud, también tienen sus contraindicaciones en algunas personas, por ejemplo, las personas con parkinson, deben evitar su consumo, pues al parecer la annonacina, inhibe la función de las neuronas dopaminérgicas, las cuales se encargan de desacelerar el proceso evolutivo de dicha enfermedad.

A las mujeres embarazadas no se les aconseja tomar guanábana, pero después del parto sí, ya que ayuda en el proceso de amamantamiento. Y consumirlo en altas dosis en algunas personas puede alterar la flora intestinal.

El té debería ser endulzado con miel y aunque existen varios productos herbales a base de guanábana, es recomendable conseguir las hojas en su estado natural, ya que muchas veces esos productos son alterados por los conservantes y aditivos, y disminuyen sus efectos curativos.

——————————————————————————————-
USA Hispanic no se responsabiliza del contenido de los artículos de opinión, siendo cada autor responsable de sus propias creaciones.

No hay comentarios

Dejar respuesta

8 − tres =