Fernando Bolívar Galiano

Hacer una semblanza de una artista a la que uno ha tenido la oportunidad de conocer desde la infancia, se hace muy fácil y difícil a la vez. Fácil porque cuento con muchos elementos de juicio y difícil porque una relación y prolongada crea unos lazos afectivos que pueden modificar una percepción objetiva.

De entre todos los factores que han modelado la brillante artista que ahora conocemos, destaco su ambiente familiar como uno de los mas propicios para el éxito profesional que he conocido, sus padres, dos educadores con una gran entrega y vocación, sus dos hermanos Julián y Alejandro, dos pianista profesionales con toda la formación por detrás y dodo un futuro de éxito por delante. Clara, como su padre y hermanos también recibió una intensa formación musical, que fue motivo de que participara como soprano solista en el Coro de la Facultad de Bellas Artes, que hace unos años organicé con el apoyo del entonces decano Juan Cabrera.

Como alumna de la facultad destacó especialmente en las asignaturas y cursos relacionados con la pintura del natural inspirada en la ciencia, por ejemplo en el curso de formación continua titulado: “Pintura e Ilustración Zoológica” que impartí con la colaboración los mejores pintores de wildlife-art, naturalistas y zoólogos especializados. Siempre aparecía Clara con nuevas propuestas y con un estilo experimental que pese a su juventud y humildad nunca pasaban desapercibidas.

Eso es lo que caracteriza el estilo de Clara Jiménez Lorca, su educado atrevimiento basado en la inquietud de su mente que la llevan a buscar otros caminos jamás explorados como lo hace ella.

Dos ejemplos de ese espíritu innovados sería la técnica que lleva desarrollando con éxito, empleando el metacrilato como soporte y capa de protección, tintes y pigmentos con los que produce infinitos tonos rotundos e innumerables artilugios para crear un particular universo de texturas y cromatismos. Y a partir del dominio del metacrilato hábilmente ha trasladado su creativa técnica al mundo de la bisutería artística, consiguiendo que el arte pictórico se introduzca en la vida mas íntima y cotidiana de las personas, mediante la elaboración de exclusivas y bellísimas joyas que, en lo estético y diverso, llegan a superar a las mismísimas piedras preciosas, conjugando las formas escultóricas que más se adaptan a mundo de la platería y orfebrería, como si tuviera que recorrer el camino inverso del Bernini, y conquistar las tres dimensiones a partir de su pintura.

Toda esta capacidad de ligar disciplinas artísticas y científicas, hacen que la organización “Ligalismo INC” de Washington DC se haya interesado en ella, para formar parte del movimiento  cultural del mismo nombre, que representa una corriente social en auge, donde los artistas  en colaboración con otros profesionales, aúnan esfuerzos por mejorar la sociedad e influir positivamente en las formas de vida de nuestro siglo.

ad

No hay comentarios

Dejar respuesta