Fernando Lira.

El artículo que quisimos compartir el día de hoy con ustedes es un tema controversial y tabú para muchas personas, este artículo está vinculado con las perforaciones y adornos que muchas personas optan por colocarse y utilizar como una forma de expresión corporal, aunque a veces estas suelen ser exageradas para unos desde su punto de vista.

Las palabras body piercing vienen del inglés y significan perforarse alguna parte del cuerpo. Desde la antigüedad, culturas como la egipcia o la romana recurrían a esta práctica por motivos ornamentales y en ocasiones como símbolo de esclavitud. Actualmente, esta conducta cumple un objetivo estético.

Las modificaciones corporales han sido parte de la humanidad a lo largo de la historia. Y, en la actualidad, una de estas manifestaciones más populares son los “piercings”. La oreja, el ombligo, la ceja, la lengua, e incluso los genitales, son algunos de los sitios en los que se colocan estos llamativos aretes, cuyo material puede ser de titanio o acero.

Pero, si eres de las personas que opta por utilizar o varios de estos adornos y luego te preguntas, ¿qué ocurre si se decide retirar el “piercing” y no volver a utilizarlo más?, aquí compartimos la respuesta de los expertos. Los expertos en perforaciones señalan que los “piercings” en realidad nunca se cierran completamente, aunque el tejido sí puede cicatrizar y rellenar el agujero producido con el paso del tiempo. Los resultados finales pueden ser muy buenos, es decir, no se pueden notar, o por el contrario, quedará una marca visible.

En zonas, como la lengua, la ceja o el labio, el proceso de cerrado será más difícil y será solo superficial. De ahí que los expertos recomiendan realizarse las perforaciones en locales donde se presten las garantías del caso: materiales esterilizados, agujas nuevas y joyas desinfectadas.

Moda o no, el piercing parece haber llegado para quedarse, por lo cual hay que saber cómo hacerlo sin riesgo para el organismo. La moda de hacerse un hoyito en la nariz, labio u ombligo data ya de muchos años, y es parte de las tradiciones de ciertos pueblos.

Una mala elección del sitio o la forma en que se hacen las perforaciones puede llevar al contagio de infecciones locales o sistémicas que ponen en peligro incluso la vida. Entre estas amenazas está el tétanos, Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), hepatitis viral de tipo B y C, así como reacciones alérgicas o tóxicas.

 

————————————————————————————-

USA Hispanic no se responsabiliza del contenido de los artículos de opinión, siendo cada autor responsable de sus propias creaciones.

3 Comentarios

  1. I am really enjoying the theme of your weblog. Do you face any kind of internet browser compatibility situations? Some of the website audience have complained regarding my canon printer software site not operating effectively in Internet Explorer though looks amazing in Opera. Have you got any solutions to assist fix this problem?

  2. I’m impressed, I should say. Truly rarely do I encounter a weblog that is each educative and entertaining, and let me tell you, you may have hit the nail on the head. Your concept is outstanding; the issue is something that not sufficient individuals are speaking intelligently about. I am incredibly content that I stumbled across this in my search for some thing relating to this.

Dejar respuesta