San Juan, 18 mar.- La Superintendente de la Policía de Puerto Rico, Michelle Hernández de Fraley, detalló la estrategia para maximizar los recursos para el Plan Anticrimen del Gobierno de Puerto Rico, a la vez que se extiende la aplicación del acuerdo para la Reforma Sostenible de la Policía de Puerto Rico.

“En conformidad con el Plan para Puerto Rico y con nuestros compromisos con las agencias federales, hemos trazado un plan para la transformación de la Policía, incluyendo los policías municipales bajo el nombre de Plan Municipal para el siglo XXI, expresó Hernández de Fraley.

El plan de la policía busca maximizar los recursos de patrullaje, en un trabajo que realizarán en conjunto la Superintendencia Auxiliar en Educación y Adiestramiento (SAEA) y la Superintendencia Auxiliar de Operaciones de Campo (SAOC).

En las áreas de investigación y desempeño, se utilizarán los recursos del SAEA en conjunto con los de la Superintendencia Auxiliar de Investigaciones Criminales (SAIC), y la Superintendencia Auxiliar de Responsabilidad Profesional (SARP).

“La policía de Puerto Rico se encuentra en el proceso de adiestrar, como requiere el acuerdo federal, a todos miembros en esas divisiones”, expresó la Superintendente a comisionados de las policías municipales de pueblos de toda la isla reunidos en la Academia de la Policía en Gurabo.

Los adiestramientos se extienden a varias áreas, incluyendo tiro reglamentario, arrestos y citaciones, armas de impacto, ética, gas pimienta, dispositivo de control eléctrico, uso de fuerza, persecuciones policiacas, registros y allanamientos, delitos sexuales, violencia doméstica, policía comunitaria, negociado de patrullas, crímenes de odio, hostigamiento, discriminación y represalias.

No hay comentarios

Dejar respuesta