Dictador boliviano García Meza muere en prisión

0
129

El ex dictador militar boliviano Luis García Meza, que cumplía una condena de 30 años de prisión, murió el domingo. Tenía 88 años.

García Meza ingresó en un hospital militar en La Paz después de sufrir un ataque al corazón y no pudo ser resucitado. Un informe médico dice que murió “por una posible falla respiratoria”.

El ex general del ejército fue encarcelado por crímenes que incluyen asesinato y daños económicos al estado durante sus 13 meses en el cargo desde 1980 hasta 1981. Fue condenado y extraditado a Bolivia desde Brasil en marzo de 1995, pero completó gran parte de su sentencia en el hospital donde murió.

En enero de 2017, un tribunal de Roma condenó a García Meza y otros siete ex líderes políticos y militares sudamericanos por la desaparición y muerte de 23 personas de origen italiano durante la represión de los disidentes por parte de las dictaduras militares de la región. El líder militar boliviano encabezó un sangriento golpe en julio de 1980 que derrocó a la presidenta Lidia Gueiler, ya que el país estaba tratando de regresar a la democracia después de 16 años de dictadura.

Aunque García Meza gobernó solo 13 meses después de su “golpe de cocaína” respaldado por narcotraficantes, su régimen se caracterizó por una brutal represión y violaciones masivas de los derechos humanos, incluido genocidio, ejecuciones extrajudiciales y uso sistemático de la tortura.

La decisión fue aclamada en su momento por grupos de derechos humanos, como Human Rights Watch (HRW) diciendo que marcó un “hito en la lucha por la verdad y la justicia en un hemisferio donde los poderosos actores militares casi nunca rinden cuentas por los golpes de estado”. “Hasta donde sabemos, la condena marca la primera vez en la historia legal de América Latina que los miembros de un gobierno militar de facto responden por usurpar el poder y violar las normas constitucionales”, dijo HRW en su informe sobre el juicio.

 

No hay comentarios

Dejar respuesta